Hola a Ti:
por Manu

Y pensé sobre la bisexualidad, de qué grado, qué tanto soy o somos o tenemos, qué tantos nos permitimos liberarla, expresarla, vivenciarla.
Y pensé qué tanto siendo gay sería bisexual si permito que me disfrute mi lado femenino, de someterme siendo pasivo a su lado masculino o siendo lo contrario.
Y pensé qué tanto sería bisexual siendo lesbiana, si disfruto mi lado masculino; amándola, disfrutando su lado femenino o al contrario.
Y pensé qué tanto sería bisexual siendo transexual si deseo tener en mi cuerpo la mayor feminidad posible y permitiéndole a alguien masculino disfrutar de ello o al contrario.,
Y pensé qué tanto sería bisexual siendo transexual si deseo tener en mi cuerpo la mayor masculinidad posible y permitiéndole a alguien femenina disfrutar de ella o al contrario.
Y pensé qué tanto sería bisexual siendo heterosexual si la tomo a ella y la deseo mía, tan intensamente mía de estar en ella misma o al contrario.
Y pensé que es un problema de actitud, de expresión, de búsqueda del placer, acariciar y recibir caricias, dar ternura o recibirla, dar placer o recibirlo, de amar o dejarse amar, la bisexualidad es permitirme expresar mi masculidad o feminidad, sin sentimientos de culpa en la simple búsqueda del erotismo sin permitir que la represión me impida expresar libremente mi líbido, de dar mi energía sexual a alguien que la disfrute y me corresponda.
La bisexualidad es algo innato, que se trae desde el nacimiento, es una expresión constante del vivir, a veces consciente y a veces no.
Todos somos personajes bisexuales; tu y yo.
Con Amor a ti

liebe